Make your own free website on Tripod.com

INTRODUCCION

Home | Grupo Musical | La Música del Mundo | Cursos y Talleres | Contactos

La primera referencia a la música árabe se encuentra en una inscripción asiria del siglo VII a.C.

La música de los beduinos (tribus pastorales y agrícolas que recorrían el desierto), quizá sea la más antigua.

Arabia musicalmente hablando recibió influencia (en la época antigua), de diversos pueblos como el judío , el sirio, el babilonio, el indio, el turco y el persa.

Habían dos regiones en Arabia: Al-Yaman (sur) y Al-Hijaz (norte). Al parecer la cuna de la música árabe ha sido Al-Yaman.

El Islam se inició el año 622 d.C. y floreció en Al-Hijaz. Varios instrumentos musicales fueron prohibidos. La música profana fue prohibida pero poco a poco fue ganando terreno, recibiendo gran impulso con los califas Omeyas que gobernaron en el período 661 al 750 d.C. Es en esta época que nace la escuela o música clásica árabe. Ibn Misjah (hacia el 715) es considerado el padre de la música clásica. Asimiló la teoría musical de muchos lugares como Siria y Persia.

La Edad de Oro de la música y el arte árabe en general, se dio con los califas Abasidas, entre los años 750-847, trasladándose el centro musical a Bagdad (capital del actual Irak). Antes de la difusión y expansión del Islam, la música árabe incorporó la tradición musical de la Dinastía Sassánida (224-641) de Persia, del temprano Imperio Bizantino (s. IV-VI d.C.), y de las poesías cantadas de la península arábiga.

A partir del siglo VII los árabes invaden el norte de Africa, y el 711 llegaron a España. La música fue llevada de Bagdad a Kairaoun (Túnez), y luego a Fez (Marruecos), por Ziryab (789-857), antes de enraizarse en Andalucía (España). Para ese entonces (siglo IX), la escuela musical árabe del norte de Africa se comienza a diferenciar de la del Medio Oriente. A su vez en España aparecen las primeras escuelas promovidas por Al-Farabi (filósofo y músico de origen turco).

En el siglo XI llegaron influencias de los beréberes (habitantes nativos del norte de Africa). Ese mismo siglo llegan a España varios tratados griegos de música, que habían sido traducidos al árabe desde el siglo VIII. Es así que, durante el apogeo de la cultura Al-Andaluz (s. X-XI), y a través de España, los tratados griegos traducidos por los eruditos árabes se irradiaron al resto de Europa, que los conocía solo parcialmente debido al restringido acceso a la información que predominó en la Edad Media europea (s. V-XV).

La música andaluza, para el siglo XI ya estaba enraizada en España, conociendo su apogeo en Sevilla. En ese mismo siglo, la música andaluza fue introducida en Marruecos por el gran músico omeya Ibn Abdelaziz Ibn As-Salat. En el siglo XIII, luego de la caída de Sevilla, alcanzó nuevamente su esplendor en toda la región del Magreb, conformada por Marruecos, Argelia y Túnez (el Gran Magreb incluye además a Libia y Mauritania).

La música andaluza o Al-La, es pues una simbiosis casi milenaria de diversos aportes árabe, hispano y africanos. Dentro de los aportes hispanos se encuentran no solo el propiamente español, sino también el de los judíos y de los gitanos que co-habitaban en España en ese entonces; dentro del aporte árabe se encuentra la música beduina (introducida en Marruecos el año 1060) y la música clásica árabe; y dentro del aporte africano se encuentra la música berébere. Uno de los herederos de este mestizaje musical y cultural producido en Andalucía sería, posteriormente, el Flamenco que apareció en el siglo XVIII.

Luego de un largo período de decadencia, en el siglo XIX la música clásica experimentó un gran resurgimiento durante el gobierno del rey Mohamed Alí (1805-1848) en Egipto. Estudios realizados en este país en torno a la música árabe establecieron con más precisión las diferencias entre la música del Magreb y la música de Oriente. El Cairo (Egipto), es en la actualidad el principal centro de producción musical del mundo árabe.

Enter supporting content here